Alternativas para brindar sin alcohol

15 Diciembre, 2017

Alternativas para brindar sin alcohol


Los más supersticiosos creen que brindar sin alcohol puede atraer la mala suerte, pero cada vez hay más personas que prefieren esta opción. Y es que las ventajas de las copas libres de alcohol son infinitas. Pensad en todas aquellas mañanas en las que os habéis levantado con un fuerte dolor de cabeza por culpa de alguna copa de más... Seguro que alguno de vosotros ha prometido no volver a beber nunca más.

Pues estáis de suerte, porque las bebidas sin alcohol pueden ser vuestras mayores aliadas. Además, las alternativas sin alcohol permiten que los más pequeños de la casa puedan participar del brindis tradicional en las reuniones familiares. Ya no será necesario llenarles la copa de agua o dejar que se mojen los labios, puesto que con una copita sin alcohol podrán brindar y sentirse como uno más en la celebración.

La oferta de copas sin alcohol es muy variada y hay para todos los gustos:

  1. San Francisco: es uno de los cócteles más demandados y clásicos, que podréis encontrar en cualquier bar o restaurante. Está hecho a partir de zumo de naranja, limón, piña, melocotón y granadina, una mezcla que le da una tonalidad de colores sinuosa, ya que el rojo, el naranja y el amarillo se funden y le confieren un aspecto totalmente delicioso.
  2. Mojito cubano: la receta tradicional mezcla el ron con azúcar, limón o lima, hierbabuena, soda y hielo picado, pero podéis prescindir del ron y conseguir un sabor un poco más suave e igual de rico.
  3. Piña colada: nos llega desde Puerto Rico y es otro cóctel del que podéis descartar el ron: solo tendréis que mezclar crema de leche de coco y una buena cantidad de zumo de piña para obtener una piña colada sin alcohol. Si queréis que os quede más atractiva, podéis decorar la copa con una rodaja de piña o con coco rallado alrededor del borde
  4. Smoothies: los zumos más apetecibles de frutas u hortalizas y con una base de leche, agua o bebidas vegetales, también pueden hacer las veces de copas 0.0, ya que normalmente combinan frutas variadas con leche y hielo, por lo que son una muy buena opción.
  5. Cóctel Shanghái: elaborado con frutas un poco más difíciles de encontrar, aunque muy sabrosas. Conseguid una papaya, un mango y un maracuyá y convertidlos en zumo; a continuación, mezcladlos y agitadlo todo en un vaso largo con hielos para que se atempere. Si os gustan los contrastes un poco más exóticos, ¡os chuparéis los dedos!

Y recordad que no tendréis que preocuparos por querer tomaros una copa tras otra, ya que, al no contener alcohol, ¡no tenéis nada que temer! Al contrario, como están hechas a base de zumo de frutas, estas bebidas resultan muy saludables. ¡Brindamos por ellas! ¡Sin alcohol!

Ventajas relacionadas